Alejandro Obregón y el silencio

obregon-alejandro-baja
Alejandro Obregón en el Estudio de Barranquilla  – 1962 –  Fotografía Hernán Díaz

Alejandro Obregón pinto en 1962 “La violencia” uno de los cuadros más importantes de la historia del arte en Colombia, esta obra fue merecedora del primer premio del XIV Salón Nacional de Artistas, lo cual ratifica sus características sobresalientes. En él nos presenta la imagen de una mujer tendida con el cuerpo desmembrado, su vientre encinta, sus senos y rostros con indicios de heridas. La línea de horizonte está marcada por la silueta del cuerpo, por lo tanto la proporción divide equitativamente el espacio entre cielo y tierra, haciendo referencia al paisaje montañoso que caracteriza la geografía colombiana. Por  consiguiente podemos inferir sobre el concepto estético de belleza que proponía Platón en cuanto a las proporciones que guarda el equilibrio entre el espacio superior e inferior del cuadro.

En la década de 1950, el conflicto armado había empezado a tener otros matices, por lo tanto Obregón como artista comprometido infirió a través de nuevos símbolos para referirse al paisaje que lo apasionaba y a los hechos violentos que vivía Colombia. La relación de su obra con el entorno fue muy importante, por lo tanto podemos hacer una relación con una categoría estética como la “Mimesis” basada en el pensamiento de Aristóteles, dicha relación se hace evidente cuando Obregón se apropia en la representación de algunos animales como el cóndor, el toro y la barracuda, en los cuales  propone el paisaje que caracteriza a los países andinos y sus vínculos geográficos y culturales.

obregon-2
Alejandro Obregón – Condor – 1970
obra25019
Alejandro Obregón – Toro Condor – 1960 – Óleo 
obra2592
Barracuda -Expo Inmigrantes – Galería Mundo

La ausencia de actores del hecho atroz, no da indicios sobre la muerte, solo se muestra una mujer yacente con signos de maltrato, donde su cuerpo se integra a un silencioso espacio gris. Es por lo tanto muy importante destacar el color utilizado por el artista para tratar un tema que de por si es escandaloso. La negación del rojo, como color recurrente en su obra  nos demuestra una gran madurez plástica ya que son escasos en esta obra, encontrar destellos fuertes de un color tan impactante, muy distinto a otros trabajos en donde también ha tocado el tema de la violencia como por ejemplo Masacre del 10 de abril o Estudiante muerto (1956).

pad02
Alejandro Obregón – Masacre del 10 de abril – 1948- Óleo -Sociedad colombiana de arquitectos 
alejandro-obregon-colombia-velorio-estudiante-muerto
Alejandro Obregón – Estudiante Muerto – 1956 -Óleo- Museo de las Américas

Por lo tanto a diferencia de muchos artistas que tratan estos temas, Alejandro Obregón se vale de una propuesta de símbolos totalmente diferentes y es donde reside la importancia de esta obra, en el manejo del silencio como elemento fundamental a través del color. Por esta razón los grises, blancos y ocres son los colores fundamentales en esta obra. Mientras  Henry Matisse propone “Armonía en rojo ” como obra pictórica que trata el tema sobre el  color y la fuerza implícita de carácter simbólico que tiene el rojo, Obregón a diferencia propone la armonía a través del silencio que generan colores tenues entre los grises blancos y ocres. Esta armonía también entre la categoría estética de belleza de Platón ya que através del color y sus tonos es posible encontrar sutilmente una conjugación casi perfecta del color.
El artista para llegar a un estado de madurez, constantemente está en la continua búsqueda de las herramientas para representar de la mejor forma lo que quiere expresar. Alejandro  Obregón lo demuestra a través de estas pequeñas piezas que son bocetos de la obra final “La violencia”. En estas piezas se puede apreciar como el artista está en dicha búsqueda y podemos analizar cómo fue evolucionando el trabajo.

obrac8h7

ap4817
Estudio para la violencia – 1962
AP5131.jpg
Estudio para la violencia – 1962- Museo Banco de la república

Sobre los modos de ver y representar las experiencias humanas del duelo, la pérdida y el  dolor, “la violencia” se presenta ante el espectador como una obra diferente, que propone una visibilidad distinta sobre el conflicto que nos muestran los medios de comunicación, ya han pasado más de siete décadas y esta obra aún puede llegar a producir en el espectador catarsis al verse reflejado el silencio que ha acompañado la violencia en la que ha estado … Colombia.

ap3848
Alejandro Obregón – Violencia –  1962 – Óleo – 155,5 x 187,5 – Museo banco de la república

Pedro Díaz Leones

Maestro en Artes Plásticas Universidad del Atlántico

Maestrante en Estética e Historia del Arte UJTD

Anuncios

Comenta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s